Historia

Historia de Pastelerías Manuel Segura

historia

historia_info

historia_manuelsegura1

En el año 1874 Manuel Segura Esteban abre las puertas de su zuquerería en c/ Mayor, 63. En la planta baja tiene la tienda y en la superior construye el obrador donde elabora toda clase de dulces que su mujer vende en la tienda. Él por la tarde, con la ayuda de un borrico se desplaza a los pueblos cercanos a ofrecer su mercancía.

Pastelerías Manuel Segura es una de las pastelerías más antiguas de España, regentada por la misma familia que la fundó. Somos seis generaciones de pasteleros y todos se llamaron Manuel Segura. El negocio pasó por periodos de prosperidad y otros de decadencia marcados por los acontecimientos históricos (guerras, postguerras, años de crisis...), superando todas las dificultades para seguir.

historia_manuelsegura2

En el año 1982 Manuel Segura Sorribes hereda, en quinta generación, la pastelería con un obrador artesano en el que trabajan tres operarios. Con la gran ayuda de su mujer Consuelo Catalán, empieza la expansión de la empresa. Se abren nuevas tiendas en Calamocha, Cariñena y Zaragoza.

En el año 1982, la empresa contaba con un solo punto de venta y tres trabajadores. Al tomar las riendas del negocio Manuel Segura Sorribes, comienza un plan de expansión lento pero firme hasta llegar a la actualidad con cuatro puntos de venta y más de veinte trabajadores.

Adquieren un terreno contiguo al obrador, ampliándolo y aumentando la producción. En el año 2000 construyen un pequeño edificio de tres plantas para albergar El Museo de la Pastelería Manuel Segura, donde se muestran los útiles y herramientas empleados por las seis generaciones de pasteleros, así como el saber hacer de la familia. Es el primero que se abre en Aragón sobre este tema y el tercero en España.

historia_manuelsegura3

Con la incorporación de la sexta generación, José Manuel Segura Catalán, un treintañero de sólida formación universitaria, Biólogo y Bioquímico, se inicia la construcción en el Polígono de Daroca de un obrador dotado de los últimos avances tecnológicos. Se trata de un obrador artesano de 1400 m2 diseñado para elaborar productos de mayor calidad, primando ésta sobre la cantidad. Además, es la primera empresa privada que apuesta por el Polígono Industrial de Daroca.

Esto supone la inversión más arriesgada de la empresa, con una inversión superior al millón de euros y que supone una apuesta por el futuro de la empresa y de la comarca, al apostar por la creación y asentamiento de puestos de trabajo en una comarca deprimida.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar