Repostería para hacer con niños

niño-repostero

Uno de los mejores modos de que los más pequeños se interesen por la cocina, es que la vivan desde dentro. No hay nada como aprender el proceso de creación de un plato para darse cuenta de la importancia de los alimentos y la buena comida. La repostería en este sentido, es una buena forma de introducir a los niños en la cocina, pues hay pocas cosas en la infancia más interesantes que el dulce.

Además de por su sabor, las recetas que podemos encontrar en repostería pueden resultar un buen estímulo para los más pequeños, ya que pueden estimular su creatividad con la decoración, y hacer que se sientan no solo participes, sino claves en la preparación de los dulces.

Hacer magdalenas con niños.

Las magdalenas pueden ser una de las recetas aptas para hacer con niños, puesto que en sus versiones más simples, los niños pueden ser los encargados de mezclar los ingredientes. Tan solo se necesitaría la supervisión de un adulto para utilizar el horno. De este modo los niños pueden también tamizar la harina, remover los huevos y para finalizar, decorar las magdalenas con azúcar glass.

Un truco que podéis probar, para dejar jugar más a su imaginación, es hacer dibujos en la magdalena con el azúcar glass, cortando sobre un papel el dibujo y utilizándolo como plantilla.

Elaborar galletas con niños.

Otro clásico de la repostería que puedes intentar hacer con tus hijos son las típicas galletas de mantequilla. Su masa es fácil de preparar y resulta divertido cuando haces formas variadas con cortapastas, pudiendo decorarlas incluso los más pequeños con la ayuda de un palillo, dibujando sobre ellas.


Por supuesto, dependiendo de la edad de tus hijos podrás otorgarles más o menos responsabilidad. Al principio es aconsejable que vigiles los procesos y dependan de ti para usar el horno y cualquier utensilio cortante. También puedes encontrar utensilios de cocina para los más pequeños que les permitan amasar o recortar con cuidado. En todo caso si decides introducirles en el mundo de la cocina y más concretamente en el de la repostería, será una gran idea que disfrutaréis ambos, mientras hacéis las recetas y por supuesto, cuando estén terminadas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.